Regent’s Park de Londres. Un paseo junto a Jane Austen

“Es una verdad mundialmente reconocida que un hombre soltero, poseedor de una gran fortuna, necesita de un parque donde ir caminar y soñar”

A no, no era así la frase de Orgullo y Prejuicio. No importa, no creo que Jane Austen se moleste por usar sus palabras para iniciar este paseo, incluso creo que podría interesarse en caminar con nosotros por este lugar que representa el estilo elegante de la Época de la Regencia.

Les presento The Regent’s Park de Londres.

“One man’s style must not be the rule of another’s” (El estilo de un hombre no debiera ser la regla para otro) -Emma, Jane Austen

El hermoso Regent’s Parkdiseñado por el arquitecto John Nash, se encuentra en la zona norte de Londres, en el municipio de la ciudad de Westminster y es un ejemplo exquisito del diseño y la elegancia de la época.

La Época de la Regencia, para darles un poco de historia, fue el periodo en el cual el rey Jorge III estaba pasando por un periodo complicado de salud mental (estaba medio loquito el caballero) y fue considerado no apto para gobernar. Por esta razón, la Regencia decidió instalar a su hijo, Jorge IV, como Príncipe Regente hasta que su padre dejara de ser rey y él pudiese ser coronado (o sea, que el caballero se muriera).

Este periodo fue una época bien característica si hablamos de estilo, política y cultura. En teoría fue un momento de transición entre las épocas Georgiana y Victoriana, pero sus estilos son tan diferentes, que la época de la Regencia siempre es tomada como algo aparte a las otras dos.

Para los amantes de la literatura, dentro de todos los autores de la época, Jane Austen es una de las más famosas, su sarcasmo, su crítica a la sociedad, su manera de desarrollar personajes y sus interacciones, la hacen una fuente de pensamiento que aún son muy actuales.

“Nothing ever fatigues me, but doing what I do not like” (Nada me cansa a menos que haga lo que no me gusta) -Mansfield Park, Jane Austen

Algo que me encantó del parque a penas puse un pie en él, es el detalle puesto de cada sector. Las verdes praderas cubiertas de jardines, fuentes, una laguna y árboles que florecen en primavera, hacen de este un lugar perfecto donde perderse en ensoñaciones mientras caminas.

De hecho, es muy fácil olvidarse que te encuentras caminando en la actualidad, si obviáramos al resto de transeúntes, fácilmente puedes sentir que eres Lizzie Bennet, Emma Woodhouse, o la callada Fanny Price.

Es justamente eso lo que me gusta más y lo que me hizo ponerlo en mi lista de “cosas para visitar” de Londres. Llámenme soñadora o nerd, pero Regent’s Park y los Jardines del Palacio de Versailles están entre mis lugares favoritos del mundo por el simple hecho de transportarme en la historia, hacerme sentir que no vivo en esta época y que no soy más que un personaje del cual alguien, en el futuro o en el pasado, está leyendo.

El Regent’s Park también es el hogar del parque zoológico más antiguo del mundo, el London Zoo. Lugar del cual les hablaré en otro post, ya que tiene cosas muy destacables (como los espacios y el trabajo de rescate que tienen).

Es quizás gracias a esa relación con los animales, que sea común encontrarse con londinenses paseando a sus mascotas y que además se encuentre una escultura dedicada a esto.

Algo que llama la atención justamente del tema de mascotas, es lo preocupados que son por ellas alláEs raro, por no decir imposible, ver un animal callejero y siempre que exista un parque donde se permitan mascotas, vas a encontrar dispensadores de bolsitas para recoger sus desechos (¿escucharon chilenos? El popó del perro se recoge y se bota en la basura, no se deja para que los otros lo pisen).

Son tan preocupados de sus animales que era super fácil ver pasar a un hombre corriendo y a su perro corriendo al lado sin correa, sabiendo perfectamente que debía seguir a su amo. Recuerdo que me encontré con un perrito que se había detenido a oler a otro perro pero al ver que su amo iba más adelante, corrió hasta alcanzarlo.

Ah, no crean que al estar tan entrenados los amos no les prestan atención. Muy por el contrario, siempre están atentos a ellos y si ven que este se distrajo mucho, los llaman para que regresen.

“Indulge your imagination in every possible flight” -Pride and Prejudice, Jane Austen

“Disfruta de tu imaginación en cada posible vuelo”. Jane Austen lo sabía muy bien, si bien esta frase la utilizó en un momento de la historia donde se quería describir la gran imaginación que algunas tienen donde con sólo una mirada recibida de parte del caballero que les gustaba, ya se estaban imaginando la boda con él. También se refiere a que aproveches de soñar cada vez que puedas, de dejarla volar a donde quiera llevarte y de disfrutarla a concho.

El Regent’s Park si bien inició como un parque para cazar, fue el diseño de John Nash quién transformó esas tierras en un lugar donde tu imaginación pueda correr libremente, un lugar donde poder pasear y relajarse, donde la vida diaria se conjuga con el momento único que un viajero puede tener cuando recorre sus caminos y ese personaje que corrió junto a su mascota un día, se transformó en un recuerdo en la mente de esta soñadora empedernida.

Para quienes gustan de cosas sencillas, el Regent’s Park es ideal para descansar después de recorrer el London Zoo o para hacer un picnic a la sombra de los cerezos en flor en primavera. Para quienes gustan de perderse soñando, el Regent’s Park, con sus pastos verdes, sus árboles, sus cerezos, sus fuentes y su laguna, es el lugar ideal para dejar que su imaginación vuele sin límites.

 

¿Cómo llegar?

Metro: Hay una estación directa que se llama Regent’s Park en la línea Barkerloo. Pero también tienes las estaciones Great Portland Street (líneas Hammersmith & CityCircle y Metropolitan) y Baker Street (líneas Hammersmith & CityCircleJubileeMetropolitan y Bakerloo) que se encuentran cerca al parque.

Yo “usé” Baker Street (digo “usé” porque en realidad estaba hospedada a una cuadra de esa estación) y llegué super bien al parque.

 

Bus: Estas líneas tienen parada en el parque 2, 13, 18, 27, 30, 74, 82, 113, 139, 189, 274, 453 y C2

 

¿Cobran entrada?

No, el parque es gratuito. Pero si quieres ir al Zoo este tiene un valor de entrada.

 

Para más información, pueden entrar a la página oficial del parque (en inglés) en el sitio de The Royal Parks.
Si quieres ver el resto de las fotos o verlas en mayor tamaño, puedes visitar la galería de Flickr.

Deja un comentario