Planificando Viajes Parte I: Las preguntas claves

Como dije en la entrada anterior, me gusta planificar y cuando se refiere a planificar viajes, pues me encanta. Adoro pasar horas y horas planificando visitar futuros destinos, soñando que puedo ir a cualquier parte del mundo y descubrir cuánto sale en aproximado. Obviamente según eso pueden ocurrir 2 cosas: me entusiasmo con la idea o la dejo para mucho después.

Es en esta etapa cuando comienzan mis viajes, con ese bichito de conocer algún lugar y jugar a mirar cuánto cuestan los pasajes o cuánto me saldría alojarme en un hotel, hostal o un Airbnb.

La pregunta es, ¿cuándo pasan de ser sueños a una meta?
Pues, cuando considero que es momento de hacerlo (traducción: cuando se me da la gana XD).

Con esta pregunta comienzo la primera parte de mi guía Planificando Viajes con Carlita: Cómo, Cuándo y Por Q.

 

¿Cómo?

Antes de todo, cuando comienzo a armar un viaje que pretendo hacer, tengo que hacerme varias preguntas:

  • ¿Dónde quiero ir?
  • ¿Lo haría sola o acompañada?
  • ¿Cómo o qué tipo de viaje quiero/queremos hacer?
  •  ¿Son muchos lugares a recorrer?
  • De ser así, ¿cómo nos moveríamos entre los lugares o dentro del mismo destino?

Teniendo esto claro, comienzo con la otra parte del análisis que me servirá para futuras etapas de la planificación:

  • ¿Cómo es el clima del lugar?
  • ¿Cómo son las temporadas y cuáles son las más apetecidas por los turistas?
  • ¿Cómo es la gente?
  • ¿Es seguro, requiero de algún requerimiento especial para viajar?
  • ¿Cuál es la moneda?
  • ¿Hotel/Hostal/AirBnb o casa de un pariente/amigo?
  • ¿Cuáles son sus atractivos principales?

Pueden ser más o menos preguntas, pero todas ellas lo ideal es tener respuestas generales y claras. Lo importante en esta etapa es saber un poco dónde te quieres ir a meter y si es factible hacerlo o no.

Y como en las matemáticas, a medida que empiezas a acumular kilómetros encima, te vas saltando algunas preguntas porque ya conoces la respuesta. Pero esto lo iremos viendo más adelante.

Lo otro, en mi caso particular siempre me hago este tipo de preguntas porque no me gustan los paquetes turísticos. Efectivamente viajo durante mis vacaciones y con los ahorros hechos para dicho fin, pero me gusta andar a mi ritmo, caminando por calles desconocidas, descubriendo lugares típicos y atípicos, y disfrutando de aromas, sensaciones, sonidos y visiones diferentes.

 

¿Cuándo?

Una vez que tengo definido dónde quiero ir, cómo quiero ir y qué tipo de viaje quiero hacer, me dedico a evaluar cuándo sería la mejor fecha para hacerlo.

Para esto es súper importante la pregunta anterior sobre las mejores temporadas del destino para visitar. Puede ser que el destino en cuestión sea de clima frío y convenga visitarlo en primavera o verano, pero en verano es cuando más se llena de gente y cuando los precios suben por temporada alta.

Por regla general, las mejores temporadas para visitar destinos son el otoño y la primavera. En algunos casos también entran el invierno, ya que es bastante más barato que el resto del año (a menos que Navidad y Año Nuevo coincidan con invierno, en esas fechas olvídate) pero tiene el pequeño inconveniente del frío y/o lluvia y/o nieve. Pero todo depende del lugar, por eso es super bueno buscar información, reseñas y experiencias de otros viajeros.

Teniendo esto en cuenta, toca la parte más complicada del asunto y es cuándo o en qué época puedes viajar . Puede ocurrir que la mejor fecha para ir a París sea en otoño (es precioso en otoño) pero por temas de trabajo tuyo y/o de tus compañeros de viaje, sólo permita que el viaje se realice en invierno que es cuando tenemos nuestro verano en el hemisferio sur.

Ahí tienes 2 opciones: o viajas con una buena chaqueta o cambias de destino.

 

Nota: Sé que varios me dirán que esta info es básica, pero no todos lo recuerdan siempre. El planeta tiene 2 hemisferios, nosotros chilenos estamos en el hemisferio sur y eso significa que cuando acá es verano en el hemisferio norte es invierno; si acá en cambio es invierno, allá es verano.
Siempre al revés. Recuerden eso.

 

Dependiendo de cuándo puedas viajar, se pueden ir modificando las respuestas en las preguntas iniciales. Recuerden que todo está sujeto a modificaciones, en esta parte nada es definitivo aún.

 

¿Por qué?

Tienes definido dónde ir, tipo de viaje a realizar, solo o acompañado y en qué época podrías realizar el viaje teóricamente. Es ahora cuando estás en la pregunta que define todo:

 

¿Por qué quieres ir?

 

Así de simple. El por qué es lo que te va decir si efectivamente quieres ahorrar e invertir en conocer ese destino, si acaso vale la pena para ti soportar muchas horas en un avión porque créeme si tu destino es lejano, te va tocar estar mucho tiempo encerrado o en un avión o esperando en el aeropuerto por una escala.

Hay una frase de la peli Sleepless in Seatle que nos serviría para resumir el por qué es tan importante esta pregunta:

Marriage is hard enough without bringing such low expectations into it, isn’t it? – Walter, Sleepless in Seatle.

(El matrimonio ya es difícil como para empezarlo sin mucho entusiasmo, ¿no?)

Sé es que una frase sobre el matrimonio y las relaciones, pero cambiamos eso por viaje y nos funciona mejor :D

Los viajes son complicados como para embarcarse en uno sin muchas ganas de hacerlo – Carla MF.

 

Mi Phoebe también quería salir en el post

 

A qué es linda mi niña hermosa

 

Queridos lectores, si están con ganas de iniciar un viaje por primera, segunda o enésima vez espero que esta guía que estoy empezando les sirva.

Desde ya les deseo lo mejor en sus proyectos y nos estamos leyendo en la próxima entrada. ¡Un beso que los quiero a todos!

 

One Reply to “Planificando Viajes Parte I: Las preguntas claves”

  1. […] que vimos los cómo, cuándo y por qués de un posible viaje, cuando decimos “ok, este es el destino a donde me quiero dirigir en un […]

Deja un comentario