Viajar cómodo. Qué usar para viajes largos

Sea en avión o en bus, los viajes son sinónimo de estar un buen tiempo sentados, con cambios de temperatura, que por lo general bajan bastante durante la noche, y con gente desconocida alrededor.

Lo ideal y que, espero, sea una meta para muchos, es hacer que el viaje sea lo más cómodo posible. Y no, no hablo de los artículos para pasar el rato (ya hablaré de eso después :P), me refiero a la ropa que usamos para viajar.

Iba a decir “hace poco” pero la verdad, es que leí este artículo de Nomadistas hace un par de meses y no había encontrado el tiempo de comentarlo apropiadamente.
Pero bueno, les comentaba que en Nomadistas hablaron de las prendas que deberías usar para un viaje.

Yo concuerdo con las cosas que aparecen allí, pero siento que se podría expandir un poco cada sección para los muchos que viajaran en bus durante esta temporada veraniega. Incluso también es de ayuda si piensas irte de road-trip con tus amigos.

 

Empecemos la lista

 

1. Ropa cómoda.
Muchos cometemos el error de vestir jeans ajustados o camisetas muy entalladas. Pero para este tipo de viajes, donde las temperaturas van a variar bastante y más ahora en verano, lo ideal es usar la ropa más cómoda posible y de fibras naturales. ¿Por qué? Porque así nos evitamos la excesiva sudoración y nos podemos relajar mejor, ya que nada es más valorado durante un viaje, que poder estirar las piernas sin nada que las estrangule.

 

2. Zapatos cómodos.
Dejemos las sandalias con tiritas en la maleta y los tacos en casa. Porque si no quieres que tus pies sean estrangulados por tus zapatos, es mejor vestir el par más cómodos que puedas encontrar y darle, de esa forma, espacio suficiente a tus pies para que la sangre transite adecuadamente.
Es normal que tanto en vuelos como en viajes por tierra, los pies se hinchen y para esto lo mejor es usar un calzado cómodo. Mientras más ajustado sea, más posibilidades tendrás de que te duelan los pies al terminar el viaje.

 

3. Piernas y escote para la playa.
No es por ser conservadora, pero lo mejor para evitar cualquier tipo de problemas, es vestir ropa no muy reveladora. Vamos a pasar varias horas sentadas como para que el auxiliar de turno se pasee mirando tus dotes o algún pasajero desubicado te grite alguna cosa.
Admitámoslo, es incómodo y desagradable. Así que la ropa reveladora, para la playa.

 

Por otro lado, si viajas en avión, lo ideal es vestir lo más neutral posible. Cómo dicen en Nomadistas, no es un crucero ni la plaza donde vas a expresar tu postura política.
Evitemos problemas con policía internacional y vistamos acorde con la situación.

 

4. Las capas son tus mejores amigas.
¿Viajas al norte de Chile? ¿Al sur? ¿Al extranjero? No importa el destino, lo ideal es estar siempre preparado. Y para los cambios de temperatura bruscos lo ideal son las capas.
Una chaqueta liviana, un pañuelo, tu polera favorita y estamos listos. Si hace frío, te vistes las 3 cosas, pero si empieza a calentar, te vas quitando de apoco.
Esto sirve porque le quitas peso a tu equipaje y además tienes una almohada extra en caso que haga calor y te de sueño.

 

5. Olores ¡OUT!
Quizás esto sea un tanto obvio, pero para algunos no es así.
Lo ideal, cuando inicias un viaje o lo terminas, es usar ropa limpia. Vamos a estar varias horas arriba de un avión o bus y lo que menos queremos, es oler a rayos.
Y esto se aplica tanto a la ropa puesta como a los calcetines que usemos. Nada peor que quitarse los zapatos y que estos huelan al mejor queso francés.

Por otro lado, los perfumes muy fuertes también son molestos. Imagina tener un vuelo de 20h con un perfume fuerte al lado, o te duele la cabeza o terminas mareado. Para estos casos moderación en las fragancias, que sea agradable y no una pesadilla para el compañero.

 

6. Cabellos en su lugar.
¿Orgullosa de tu cabello largo como Rapunzel? Quizás el de al lado no lo esté tanto si le toca quitárselo de la cara a cada rato.
Evitemos molestias y que se nos pegue alguna cosa indeseable, llevando el cabello tomado o con algún cintillo. Lo que sea que nos ayude a tenerlo dominado y alejado de molestias.

 

 

Extra. Simplemente actitud.
Esto no es vestimenta, pero si algo de aviso publico. Comportémonos.
Nada más desagradable que compartir un viaje con pasajeros desubicados, gritones, que no respetan normas y que no dejan de moverse.
Todos estamos cansados, a todos nos duelen las piernas y todos queremos llegar pronto. Pero no por comportarnos mal, llegaremos antes.
Respetemos al resto y les aseguro que su viaje mejorará en un 1000% :)

 

 

 

Espero que les sirvan estos consejos y ¡Feliz 2014! Que tengan una entretenidas vacaciones para quienes empiezan ahora.

 

Deja un comentario